Inteligencia y Seguridad Frente Externo En Profundidad Economia y Finanzas Transparencia
  En Parrilla Medio Ambiente Sociedad High Tech Contacto
Frente Externo  
 
13/09/2014 | Chile, Bachelet y la realidad

América Economía Staff

El atentado terrorista que hace pocos días dejó dejó 14 heridos en una estación del metro de Santiago podría ser para algunos un campanazo de alerta acerca de lo que está pasando en Chile al cumplirse seis meses del segundo gobierno de la socialista Michelle Bachelet .

 

Las organizaciones empresariales y la derecha han estado diciendo urbi et orbi que el país va mal y mañana peor, que la economía puede entrar en recesión a causa de las reformas del gobierno. Las organizaciones estudiantiles, agrupaciones sindicales y la izquierda organizan protestas callejeras exigiendo fin al lucro, fin a los privilegios, más poder para los trabajadores. Todo esto sucede mientras los indicadores económicos caen a la par de la popularidad del gobierno..

Treinta años de crecimiento han cambiado la realidad de Chile. Es miembro de la OCDE -un club de países ricos- y tiene el ingreso per cápita más alto de América Latina: cerca de US$20.000 al año. La cobertura de la educación secundaria se acerca al 100% y han mejorado todos los indicadores de salud. Ha emergido una nueva clase media cuyo poder adquisitivo supera ampliamente al que tenían sus padres.

Pero esa nueva clase media se da cuenta de que tener más dinero no es tener más poder. Con todo lo que ha mejorado, Chile sigue siendo una sociedad de poca movilidad social, controlada política y económicamente por una élite que ha heredado el manejo del país de sus padres y sus abuelos.

Nadie niega que la desigualdad es profunda. Según estadísticas del Banco Mundial, Chile es el quinto país con mayor desigualdad de ingreso de la región -las cosas están peor en Bolivia, Colombia, Guatemala y Honduras- y ese desequilibrio ha mejorado muy poco en los 30 años de crecimiento económico sostenido que ha experimentado el país. Chile podrá ser la nación más rica de América Latina pero la brecha entre ricos y pobres se ha mantenido casi igual.

El diagnóstico que hizo Michelle Bachelet al convertirse en candidata era correcto: Chile se ha vuelto más rico y ahora necesita más igualdad: igualdad de oportunidades y una distribución más equitativa de la riqueza.

Y su programa de gobierno, apoyado por el 62% de los votantes en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales, es consistente con ese diagnóstico correcto: no habrá igualdad de oportunidades si la educación pública es mala. Y mejorar la educación requiere dinero: hay que aumentar los impuestos.

La reforma impositiva acaba de ser aprobada y la educativa está en discusión. Y si bien el diagnóstico y el programa del gobierno en lo medular han sido correctos, también tienen lecturas equivocadas.

Una es suponer que los estudiantes universitarios representan a todo Chile y que sus demandas son las de todos los chilenos. La reforma educativa del gobierno incluye universidad gratuita, una demanda estudiantil que logra exactamente lo opuesto de lo que busca: Para llegar a la universidad hay que terminar la educación secundaria, algo que consiguen todos los hijos de los ricos pero no todos los hijos de los pobres. La plata que se destinará a dar universidad gratis debería usarse para mejorar la educación preescolar y básica, porque es allí donde surge la desigualdad educativa entre ricos y pobres. Pero los estudiantes primarios no salen a la calle a protestar.

Otra lectura equivocada es creer que el escenario en que se diagnosticó la situación del país y se diseñó el programa de gobierno sigue siendo el mismo. La realidad de Chile ha cambiado.

Antes de las elecciones presidenciales, en noviembre de 2013, el FMI pronosticaba que la economía chilena crecería 4,3% en 2014. En abril pasado, esa expectativa se redujo a 3,5% y en julio volvió a bajar a 3,2%. En agosto, el Fondo adelantó que su pronóstico para el crecimiento de Chile este año sigue bajando. Hoy, las expectativas de crecimiento para Chile promedian un 2% y hay agoreros que han comenzado a hablar de recesión.

Nada de esto -o casi nada- es responsabilidad del gobierno chileno. La baja en las expectativas de crecimiento está afectando a todas las economías latinoamericanas porque la desaceleración china ha bajado los precios de los commodities que exporta la región. A eso hay que sumar el encarecimiento del financiamiento externo a medida que mejora la economía estadounidense y se terminan las inyecciones de liquidez de la Reserva Federal.

Pero la reforma tributaria que presentó el nuevo gobierno a poco de asumir no fue precisamente una iniciativa reactivadora de la economía. El proyecto sube los impuestos a las empresas y, buscando reducir la elusión tributaria, da muerte a un mecanismo que ha estimulado la inversión. Las organizaciones empresariales y la oposición alzaron la voz, pronosticando desinversión y desempleo, realidades que tienen alta probabilidad de convertirse en profecía autocumplida. Mientras tanto, el ala izquierda del gobierno, actúa como si Chile viniera recién saliendo de la dictadura militar en vez de estar a punto de cumplir 25 años de democracia.

En el Chile de hoy, tanto el gobierno como la oposición, la izquierda y la derecha, parecen vivir fuera de la realidad. El gobierno se aferra a un programa elaborado para el Chile de 2012 ó 2013, cuando el empleo abundante y el país crecía al 5% anual. La oposición se cree su propia fantasía de que el país va a la recesión y al caos, cuando la realidad es que el crecimiento económico se ha desacelerado dos o tres puntos por causas externas.

Hay dos cosas básicas que en los últimos 30 años los chilenos, incluso los de menores ingresos, crecientemente han logrado tener: empleo relativamente seguro y la esperanza -casi la certeza- de que están progresando y van a seguir haciéndolo. Son dos bienes causados por el crecimiento económico que se dan por descontados: cuando se los tiene, no se los ve.

Bachelet hace bien en enfocarse en reducir la desigualdad, pero no debe hacerlo a costa del crecimiento. Necesita recuperar la confianza de los inversionistas con mecanismos que efectivamente estimulen la inversión.

El gobierno chileno debe dosificar su agenda de reformas, no apresurarse a impulsarlas en sucesión, en particular la reforma laboral, que busca dar más poder de negociación a los trabajadores y puede terminar estimulando el desempleo. Y abrir el debate para redactar una nueva constitución es simplemente una mala idea. La constitución chilena requiere reformas para hacerla más inclusiva y democrática, pero escribirla completa de nuevo es un despropósito.

El World Economic Forum acaba de divulgar su ránking anual de competitividad internacional. Chile ha subido un lugar, al puesto 33 en el mundo y sigue siendo la economía más competitiva de América Latina. Y a pesar de la bomba en el metro que dejó 14 heridos, Chile sigue siendo también el país más seguro de la región.

América Economía (Chile)

 



Otras Notas del Autor
fecha
Título
16/09/2017|
10/09/2017|
26/08/2017|
14/07/2017|
25/06/2017|
10/06/2017|
07/06/2017|
01/06/2017|
31/05/2017|
20/05/2017|
09/04/2017|
01/04/2017|
27/03/2017|
12/01/2017|
08/12/2016|
04/12/2016|
01/11/2016|
11/07/2016|
08/06/2016|
27/04/2016|
30/03/2016|
17/03/2016|
17/03/2016|
17/03/2016|
01/12/2015|
17/10/2015|
18/09/2015|
24/08/2015|
26/07/2015|
25/06/2015|
04/06/2015|
21/05/2015|
03/05/2015|
20/04/2015|
02/04/2015|
16/03/2015|
01/03/2015|
21/02/2015|
13/02/2015|
29/01/2015|
24/01/2015|
19/01/2015|
03/01/2015|
21/12/2014|
06/12/2014|
25/11/2014|
19/11/2014|
06/11/2014|
29/10/2014|
22/10/2014|
18/10/2014|
06/10/2014|
27/09/2014|
06/09/2014|
26/07/2014|
08/07/2014|
25/05/2014|
09/05/2014|
05/05/2014|
20/04/2014|
14/04/2014|
31/03/2014|
20/03/2014|
10/03/2014|
14/02/2014|
17/01/2014|
02/01/2014|
26/12/2013|
13/12/2013|
08/12/2013|
29/11/2013|
20/11/2013|
18/11/2013|
09/11/2013|
09/11/2013|
15/10/2013|
16/09/2013|
23/08/2013|
25/07/2013|
05/06/2013|
29/04/2013|
29/04/2013|
27/04/2013|
30/03/2013|
02/02/2013|
25/01/2013|
22/01/2013|
04/01/2013|
04/01/2013|
04/01/2013|
02/12/2012|
02/12/2012|
13/11/2012|
13/11/2012|
22/10/2012|
22/10/2012|
12/07/2012|
28/05/2012|
12/04/2012|
04/04/2012|
31/03/2012|
16/02/2012|
27/10/2011|
09/10/2011|
12/09/2011|
12/09/2011|
27/08/2011|
27/08/2011|
23/08/2011|
23/08/2011|
22/08/2011|
22/08/2011|
22/08/2011|
22/08/2011|
22/08/2011|
22/08/2011|
16/07/2011|
16/07/2011|
16/07/2011|
16/07/2011|
09/07/2011|
09/07/2011|
13/06/2011|
13/06/2011|
30/01/2011|
13/11/2010|
13/11/2010|
08/11/2010|
07/11/2010|
07/11/2010|
07/11/2010|
07/11/2010|
25/10/2010|
06/09/2010|
30/08/2010|
30/08/2010|
29/08/2010|
29/08/2010|
30/07/2010|
12/07/2010|
26/06/2010|
13/04/2010|
05/03/2010|
15/02/2010|
20/12/2009|
20/12/2009|
05/12/2009|
05/12/2009|
23/07/2009|
23/07/2009|
20/03/2009|
25/01/2009|
26/06/2008|
26/06/2008|
03/05/2008|

ver + notas
 
Center for the Study of the Presidency
Freedom House