Inteligencia y Seguridad Frente Externo En Profundidad Economia y Finanzas Transparencia
  En Parrilla Medio Ambiente Sociedad High Tech Contacto
Frente Externo  
 
07/07/2006 | Olmert no se da cuenta

Caroline Glick

Desde que reemplazara a Ariel Sharon en el cargo el pasado diciembre, el Primer Ministro Ehud Olmert ha rechazado autorizar una incursión a gran escala de ejército en la franja de Gaza.

 

Los centenares de misiles, morteros y cohetes que han convertido a la población y la economía del Negev occidental en rehenes de los grupos de artilleros palestinos no pudieron hacerle retractarse de su rechazo de llevar la guerra hasta el enemigo. En lugar de eso, ignoró durante meses las súplicas de los residentes de Sderot, ordenando al ejército bombardear con fuego de artillería campos vacíos y ataques aéreos contra terroristas de camino al lanzamiento de misiles.

El hecho de que la capacidad de recogida de información de Inteligencia de Israel en Gaza se viera minada catastróficamente como consecuencia de la retirada del pasado verano y el hecho de que los mandos del ejército reconocieran que se había introducido más armamento en Gaza en los diez últimos meses que en los 38 años previos, no provocó ninguna impresión. Los constantes informes de la apertura de sucursales de Al Qaida en Gaza y de unidades de la Guardia Revolucionaria iraní entrenando a miembros de Fatah y Hamas en las destruidas comunidades israelíes fueron despreciados como irrelevantes, insignificantes y faltos de importancia.

Olmert rehusó enviar fuerzas a Gaza para hacer frente a la transformación de Gaza en una amenaza estratégica para Israel porque en caso de hacerlo, implicaría reconocer que su plan de retirada de Judea, Samaria y partes de Jerusalén convierte Tel Aviv, Jerusalén, Hadera, Afula y Beersheba en comunidades de primera línea del frente. Rehusó enviar fuerzas a Gaza porque hacerlo demostraría que Israel no puede defender a sus ciudades del extrarradio.

Rehusó enviar fuerzas a Gaza porque implicaría el reconocimiento de que Israel está en guerra, y de que la guerra no se puede ignorar construyendo barreras o incitando al público contra los residentes israelíes de Judea y Samaria.

Rehusó enviar fuerzas a Gaza porque hacerlo sería equivalente a admitir que todo el territorio abandonado por el ejército está tomado por los enemigos de Israel.

Rehusó enviar fuerzas a Gaza o tomar cualquier medida concertada contra los líderes terroristas palestinos porque, como demuestra el desagradable varapalo que sufrió Israel el jueves a manos de la Secretario de Estado norteamericano Condoleezza Rice y sus colegas del G-8, la comunidad internacional ve las operaciones israelíes de contraterrorismo derivadas de la retirada de Gaza de manera tan legítima como sus operaciones de contraterrorismo antes de la retirada.

De modo que, ¿el hecho de que esta semana Olmert permitiera por fin a las fuerzas volver a entrar en Gaza significa que ahora se da cuenta? ¿La decisión de Olmert de detener a los parlamentarios y ministros del gobierno de Hamas en Judea y Samaria a pesar de las objeciones de Condi significa que ha aceptado que Israel tiene que destruir la capacidad de sus enemigos de atacar su territorio, a sus fuerzas y a sus ciudadanos? ¿El hecho de que Olmert ordenase a los aviones de las fuerzas aéreas sobrevolar el palacio del dictador sirio Bashar Assad significa que comprende que la guerra que se libra contra Israel es parte de la jihad global? Desafortunadamente, un examen exhaustivo de las medidas de contraterrorismo de Olmert deja claro que no, a pesar del gimoteo de la prensa internacional, el gimoteo del Departamento de Estado y de sus homólogos europeos y rusos, en la práctica, Olmert se niega aún a entenderlo.

Mientras el director del Shin Bet Yuval Diskin preparaba la lista de líderes de Hamas detenidos por el ejército en Judea y Samaria la noche del miércoles, Abbás finalizaba su acuerdo con el Primer Ministro de Hamas Ismail Haniyeh para la formación del gobierno de unidad Hamas-Fatah. Abbás y Haniyeh no sólo acuerdan formar un gobierno de unidad, también acuerdan que Hamas se convierta en miembro de la OLP. Al margen de eso, acordaron el establecimiento de una fuerza unificada para librar su guerra conjunta contra Israel. Es decir, esta semana, mientras Israel preparaba sus armas contra Hamas en exclusiva, Abbás unificaba en la práctica a Hamas con Fatah.

En lugar de hacer frente a este suceso, Olmert y sus colegas elegían ignorarlo. Y esto tiene sentido, por supuesto. Reconocer que Fatah y Hamas están igualmente en guerra contra Israel significaría que Israel no tiene opción de entregar Judea, Samaria y partes de Jerusalén a cualquiera de estos grupos.

La decisión de Olmert de culpar a Siria del ataque del domingo contra Kerem Shalom es igualmente problemática. Sí, es cierto que las órdenes para las principales operaciones de Hamas, (al igual que las de Fatah o la Jihad Islámica) llegan de Siria y Teherán. El hecho de que el gobierno esté reconociendo que la guerra librada contra Israel no es simplemente una disputa entre palestinos e israelíes acerca de la partición de la zona occidental de la Tierra de Israel a priori un avance celebrado. Desafortunadamente, el reconocimiento por parte del gobierno del control extranjero de la guerra de los palestinos contra Israel no está siendo utilizado como justificación para luchar, sino como justificación para no luchar.

Olmert ha utilizado el papel de Siria al ordenar los ataques contra Israel como modo de dejar que los comandantes locales del terror Abbás y Haniyeh desaparezcan de la atención. En lugar de reconocer que ambos son subordinados y partidarios de la guerra de Teherán y Damasco contra Israel, Olmert y sus socios utilizan a elementos extranjeros de la guerra para decir que los palestinos no son responsables ni siquiera cuando son ellos los que perpetran las operaciones sobre el terreno.

En cuanto a la presente operación del ejército en Gaza, está bastante claro que cualquiera que sean los logros que pueda obtener el ejército a lo largo de los próximos días, Olmert ordenará la retirada en lugar de permitir que esos logros prácticos se traduzcan en un entorno estratégico ventajoso para Israel. Olmert, cuyo principal objetivo como primer ministro es reproducir el fracaso de la retirada de Gaza veinte veces en Judea, Samaria y Jerusalén, puede no permitir ver al público israelí las pruebas en las pantallas de sus televisiones noche tras noche de que la retirada fue un fracaso abismal. La escena que el público israelí ha visto todas las noches desde el domingo demuestra con absoluta nitidez que el país estaba más seguro cuando las comunidades israelíes que separaban Gaza de Ashkelon y Egipto estaban aún en pie y cuando el ejército estaba desplegado en Gaza protegiendo el sur de Israel y manteniendo tranquila la frontera con Egipto.

Dejando esta idea completamente clara esta semana, Olmert y el Ministro de Defensa Amir Peretz abrían el camino para ver nuevas imágenes en la televisión la semana que viene. En mitad del terremoto militar del sur, los dos hombres repetían su intención de destruir cuatro comunidades en Judea y Samaria la semana que viene. Lo que rechazaron reconocer es que mientras que hacerlo puede confundir al público durante un tiempo acerca de quién es el enemigo real, la escena de la operación planeada destruirá de una tacada cualquier logro que el ejército pueda lograr en Gaza esta semana. Las fotografías de policía y soldados israelíes retirando a la fuerza a los israelíes de sus hogares demostrará a los palestinos - una vez más - que su esperanza de destruir Israel a través de la jihad está bien fundada.

Olmert y sus socios en el gobierno han señalado a Hamas como culpable de los ataques palestinos contra territorio israelí la mañana del domingo, al tiempo que ignoraban el porcentaje paritario de culpabilidad de la formación terrorista del grupo del terror Fatah de la Autoridad Palestina de Mahmoud Abbás. Fue Fatah, no Hamas, el que secuestró y asesinó a Eliahu Asheri, de dieciocho años de edad. Es Fatah el que amenaza con volar por los aires las embajadas israelíes en el extranjero. Es Fatah quien amenaza con renovar los ataques con francotiradores contra Jerusalén y atacar Israel con armas químicas y biológicas. Es Fatah el que amenaza con matar al cabo del ejército rehén Gilad Shalit.

Cuando uno compara la gestión de Olmert de la presente crisis con la gestión de Ariel Sharon de la Operación Escudo de Defensa en abril del 2002, el hecho de que esta operación no es seria queda manifiestamente claro. El 29 de marzo del 2002 Sharon anunciaba la decisión del gabinete que precipitaba la Operación Escudo de Defensa. Según sus palabras, "Israel actuará para derrotar al terror - en todos sus componentes y facetas". Además anunciaba que Yasser Arafat "es el enemigo". El motivo por el que Escudo de Defensa fue un éxito no es que gracias a ella, la infraestructura del terror palestino en Judea y Samaria fuera destruida. En la práctica, poco después de que fuera concluida oficialmente, hubo un atentado suicida en Rishon Lezion. En realidad, el terror nunca se detuvo por completo. Escudo de Defensa fue un éxito porque fijó las condiciones para hacer imposible que los palestinos llevasen a cabo una ofensiva eficaz de terror desde Judea y Samaria. Durante Escudo de Defensa, el ejército afianzó su control sobre las ciudades y aldeas palestinas de las zonas, un control que no se ha visto desafiado.

Al conservar el control de la zona, en lugar de verse forzado a matar terroristas desde el aire como hace en Gaza, donde el ejército nunca afianzó su control, en Judea y Samaria, todas las noches, las fuerzas entran en los hogares de los terroristas y les detienen en la cama sin daños colaterales. Y todos los días, al estar a cargo el ejército, es capaz de mejorar su capacidad de Inteligencia. Esas capacidades mejoradas a su vez hacen posible las silenciosas redadas nocturnas que mantienen a los israelíes seguros en sus camas.

Pero mientras que el objetivo de Escudo de Defensa era "derrotar la infraestructura terrorista", la presente Operación Lluvia de Verano en Gaza ha puesto sus miras en el objetivo de devolver a Israel al cabo Shalit. Olmert y Peretz, de alguna manera, esperan convencer a Hamas y Fatah y a sus jefes de Damasco y Teherán que están mejor situados entregando a Shalit. Se supone que van a pensar esto incluso cuando Israel ha dejado claro que no se quedará en Gaza y que está decidido - al margen de Lluvia de Verano - a entregarles Judea, Samaria y zonas de Jerusalén.

El lunes, el líder de Meretz Yossi Beilín decía a Olmert que su partido, al igual que los partidos árabes, no apoyarán el plan de Olmert de retirarse de Judea y Samaria y partes de Jerusalén porque Olmert planea conservar el control de alrededor del 5-10% de Judea y Samaria a largo plazo. Hace dos semanas, Beilín se reunía con la Comisaria de Relaciones Exteriores de la UE, Benita Ferrero-Waldner, y la elicitaba en el claro rechazo de la UE al plan de Olmert de determinar las fronteras de Israel. Beilín declaraba a The Jerusalem Post que Israel tiene que rendir todas las comunidades israelíes a los palestinos y firmar un acuerdo con Abbás a estos efectos, incluso si Abbás es incapaz o no le da la gana de cumplir solicitud ninguna de luchar contra el terrorismo.

Al atrincherarse en esta postura, Beilín está repitiendo las acciones del entonces primer ministro Ehud Barak tras el estallido de la guerra del terror palestino en septiembre del 2000. Beilín, que servía como ministro de justicia en el gobierno de Barak, vio que Barak había perdido toda credibilidad en materia de seguridad con el fracaso de sus conversaciones de paz y su inestabilidad a la hora de llevar a cabo acciones eficaces contra la ofensiva del terror palestino. Beilín comprendió que lo que más temía Barak era la caída de su gobierno y nuevas elecciones. A causa de esto, Beilín pudo forzar a Barak a adoptar posturas aún más flexibles tras el estallido de la guerra de terror palestino que las que había propuesto en Camp David en julio del 2000. Beilín convenció a Barak de acordar la transferencia del Monte del Templo y el Valle del Jordán a la OLP.

Olmert, al igual que Barak, alcanzó el poder como jefe de una coalición de izquierdas. Si Olmert pierde esa base de apoyo, su gobierno podría caer fácilmente. A la luz de eso, y teniendo en cuenta el hecho de que a través de sus acciones y falta de acciones Olmert ha dejado claro que continúa siendo reticente a reconsiderar su política de rendir a los terroristas Judea, Samaria y partes de Jerusalén, es difícil imaginar que su decisión de aprobar las operaciones del ejército en Gaza y la detención de líderes de Hamas tendrá efecto paliativo alguno sobre la situación de seguridad de Israel. En pocas palabras, la naturaleza limitada de las operaciones del ejército esta semana deja claro que Olmert se resiste aún a pillarlo.

Jerusalem Post

El Reloj (Israel)

 


Otras Notas Relacionadas... ( Records 1 to 10 of 750 )
fecha titulo
17/12/2013 Kerry forces Israel’s moment of decision
21/10/2013 Israel's blind watcmen
21/08/2013 When failure carries no cost
16/08/2013 Why Israel Is Obsessed with an Iranian Bomb
15/08/2013 Israel y Palestina: ¿es posible alcanzar la paz en nueve meses?
14/08/2013 Un nuevo intento
12/08/2013 The Israel Defence Forces - Taking wing
03/08/2013 Bibi and the true believers
19/06/2013 Los israelíes, cada vez más de izquierdas
29/05/2013 Buying Time? Money, Guns and Politics in the West Bank


Otras Notas del Autor
fecha
Título
21/03/2021|
24/06/2020|
22/07/2018|
10/07/2018|
27/05/2018|
30/03/2018|
30/03/2018|
26/12/2017|
03/07/2017|
02/07/2017|
18/02/2017|
14/01/2017|
04/01/2017|
03/12/2016|
02/12/2016|
01/10/2016|
29/08/2016|
11/06/2016|
23/04/2016|
05/02/2016|
18/10/2015|
01/08/2015|
04/07/2015|
16/05/2015|
16/03/2015|
29/11/2014|
22/10/2014|
20/10/2014|
14/10/2014|
06/10/2014|
19/09/2014|
12/09/2014|
28/08/2014|
22/08/2014|
10/08/2014|
18/07/2014|
22/06/2014|
22/06/2014|
09/05/2014|
30/04/2014|
21/04/2014|
13/01/2014|
17/12/2013|
21/10/2013|
06/10/2013|
01/09/2013|
24/08/2013|
21/08/2013|
03/08/2013|
08/07/2013|
27/05/2013|
20/04/2013|
25/03/2013|
14/11/2012|
22/10/2012|
22/10/2012|
03/09/2012|
25/08/2012|
19/08/2012|
13/08/2012|
04/08/2012|
11/06/2012|
11/06/2012|
22/04/2012|
10/10/2011|
10/10/2011|
25/09/2011|
25/09/2011|
21/09/2011|
15/09/2011|
15/09/2011|
19/08/2011|
14/08/2011|
06/08/2011|
02/08/2011|
28/07/2011|
24/07/2011|
02/07/2011|
02/07/2011|
29/06/2011|
29/06/2011|
28/06/2011|
28/06/2011|
18/06/2011|
18/06/2011|
14/06/2011|
14/06/2011|
10/06/2011|
10/06/2011|
31/05/2011|
31/05/2011|
26/05/2011|
26/05/2011|
04/05/2011|
04/05/2011|
02/05/2011|
02/05/2011|
08/04/2011|
08/04/2011|
22/03/2011|
10/03/2011|
06/03/2011|
20/02/2011|
06/02/2011|
22/01/2011|
12/01/2011|
08/01/2011|
01/01/2011|
29/12/2010|
25/12/2010|
23/12/2010|
19/12/2010|
26/11/2010|
22/11/2010|
16/11/2010|
06/11/2010|
03/11/2010|
13/10/2010|
10/10/2010|
04/10/2010|
22/09/2010|
15/09/2010|
04/09/2010|
04/09/2010|
28/08/2010|
28/08/2010|
22/08/2010|
22/08/2010|
18/08/2010|
18/08/2010|
13/08/2010|
07/08/2010|
31/07/2010|
31/07/2010|
27/07/2010|
24/07/2010|
14/07/2010|
10/07/2010|
10/07/2010|
06/07/2010|
02/07/2010|
01/07/2010|
27/06/2010|
19/06/2010|
12/06/2010|
08/06/2010|
01/06/2010|
29/05/2010|
27/05/2010|
25/05/2010|
19/05/2010|
16/05/2010|
08/05/2010|
04/05/2010|
30/04/2010|
26/04/2010|
17/04/2010|
11/04/2010|
01/04/2010|
14/03/2010|
28/02/2010|
15/02/2010|
13/12/2009|
13/12/2009|
15/11/2009|
15/11/2009|
05/11/2009|
27/10/2009|
20/09/2009|
16/09/2009|
06/09/2009|
22/08/2009|
22/08/2009|
19/08/2009|
11/08/2009|
11/08/2009|
02/08/2009|
02/08/2009|
14/07/2009|
14/07/2009|
08/03/2009|
08/03/2009|
07/03/2009|
07/03/2009|
03/03/2009|
03/03/2009|
01/03/2009|
01/03/2009|
22/02/2009|
10/01/2009|
02/01/2009|
19/11/2008|
19/11/2008|
28/10/2008|
28/10/2008|
06/10/2008|
06/10/2008|
25/09/2008|
25/09/2008|
23/04/2008|
16/04/2008|
04/04/2008|
12/03/2008|
18/01/2008|
12/01/2008|
23/11/2007|
27/10/2007|
10/10/2007|
25/09/2007|
20/09/2007|
28/08/2007|
16/07/2007|
14/07/2007|
03/07/2007|
01/06/2007|
01/06/2007|
30/04/2007|
30/04/2007|
17/04/2007|
17/04/2007|
13/04/2007|
13/04/2007|
03/04/2007|
22/03/2007|
17/03/2007|
28/02/2007|
25/01/2007|
25/01/2007|
10/01/2007|
10/01/2007|
30/12/2006|
30/12/2006|
22/12/2006|
22/12/2006|
17/12/2006|
17/12/2006|
06/12/2006|
06/12/2006|
07/11/2006|
24/10/2006|
18/10/2006|
29/08/2006|
02/08/2006|
21/06/2006|
21/06/2006|
15/05/2006|
28/03/2006|
24/01/2006|
21/01/2006|
09/01/2006|
19/12/2005|
11/12/2005|
21/11/2005|
13/11/2005|
27/09/2005|
27/09/2005|
11/09/2005|
23/08/2005|
31/07/2005|
25/07/2005|
18/07/2005|
26/06/2005|
08/06/2005|
24/05/2005|
15/05/2005|
19/04/2005|
19/04/2005|
06/04/2005|
06/04/2005|

ver + notas
 
Center for the Study of the Presidency
Freedom House