Inteligencia y Seguridad Frente Externo En Profundidad Economia y Finanzas Transparencia
  En Parrilla Medio Ambiente Sociedad High Tech Contacto
Inteligencia y Seguridad  
 
15/07/2007 | Tribus de Pakistán: la cantera de Al Qaida

Mikel Ayestaran

Un puñado de estudiantes de la Mezquita Roja y de la madrasa Jama Hafsa se levantó en armas el pasado tres de julio y durante nueve días luchó hasta morir contra el Ejército paquistaní.

 

El motín sorprendió a la comunidad internacional, pero no a los vecinos de Islamabad, que desde el pasado mes de enero vivían bajo la amenaza de los «guardianes de la fe» que desde este complejo de enseñanza islámica salían para recorrer las calles e intentar imponer la «sharia» en la capital.

«Se abastecían, como la mayor parte de madrasas de la ciudad, de niños llegados del norte del país, de las conocidas como «áreas tribales». Sus padres les enviaban a Islamabad para sacarles de la pobreza extrema que azota esa parte del país. En la escuela les pagan la comida, el alojamiento, la ropa… y están en la capital. La idea de los hermanos Ghazi \[clérigos responsables del complejo\] era que esta gente implantara en la ciudad el sistema que impera en estos días en su lugar de origen». Mohamed Munir es profesor en la Universidad Islámica de Islamabad, dirige el departamento de «Sharia y leyes» y no se muestra sorprendido por lo ocurrido en la Mezquita Roja, «sabiendo del lugar de donde vienen y la forma de ser de los hermanos Ghazi, era previsible. Lo que nadie se explica es cómo ha podido permitir el Gobierno que esta gente se armara de tal forma en sus mismas narices».

Las áreas tribales suponen aproximadamente el 25 por ciento de la superficie actual de Pakistán, en el área que va de Quetta a Peshawar. La población es mayoritariamente pashtún y vive a caballo entre Afganistán y Pakistán, sin tener que pasar fronteras o controles de aduanas. No pertenecen a ningún país. Sus lealtades se deben a uno de los 400 clanes que conforman las cerca de sesenta tribus pashtun. La frontera en realidad no existe, no ha existido nunca, y ni Kabul, ni Islamabad son capaces de asegurarse el control sobre los líderes tribales. Hay miles de familias y pueblos que comparten lengua, cultura y tradiciones, y esos lazos están por encima de divisiones políticas.

Este área, donde viven más de tres millones de personas (según el último censo de 2000) en una superficie de 27.220 kilómetros cuadrados, no la pudieron controlar ni ingleses, ni rusos a lo largo de la historia. Ahora es el turno de Musharraf, que, tras la crisis de la Mezquita Roja, ha prometido «perseguir el terrorismo en todos los rincones del país» y para ello se dice dispuesto a reforzar como nunca hasta ahora la presencia policial en la zona.

Siete distritos, o agencias, conforman esta parte de Pakistán que desde 1970 recibe el nombre de FATA (Federal Administered Tribal Areas), eufemismo bajo el que se esconde la impotencia del poder central de controlar un área que se rige por el sistema tradicional de las «jirgas» o asambleas tribales. Bajaur, Mohmand, Jyber, Orakzai, Kurram, Waziristán norte y sur forman una suerte de país satélite de Islamabad al que los extranjeros no tienen acceso sin permiso especial del Ministerio del Interior, y así lo advierte un papel que se grapa al visado de Pakistán en cualquiera de sus embajadas del mundo. Administrativamente dependen del gobernador provincial de Peshawar, ciudad que sirve de dintel a este territorio hostil. El ejército paquistaní ni domina ni está instalado en la zona, sino que cada distrito tribal controla sus propios puestos fronterizos.

El pasado mes de septiembre, el general Musharraf firmó un acuerdo con los líderes tribales, pero no ha funcionado. Islamabad se comprometía a no enviar tropas y a devolver las armas incautadas a cambio de que las tribus se comprometieran a que no habría más ataques desde sus áreas. Un pacto de no agresión envenenado, que sólo ha servido para reforzar la presencia extremista que, por primera vez, ha sido capaz de exhibir su poderío en el centro administrativo del país.

Los informes de los servicios secretos estadounidenses señalan a dos de estos distritos tribales como nuevos cuarteles generales de Al Qaida: Waziristán norte y Waziristán sur. La revista «Time», citando también informes reservados estadounidenses, incluso define esta zona como residencia actual de Bin Laden y de su número dos y estratega, Ayman Al Zawahiri.

«Allí se vive bajo el imperio de la «sharia» (ley islámica) que ya pusieron en práctica los talibán en Afganistán; por eso, cuando llegan a la capital, les parece un lugar de infieles. Aunque yo creo que Pakistán, en general, obedece la «sharia» y es un país de buenos musulmanes que no necesita que el Estado imponga nada, porque cada uno sabe cómo debe vivir su religión», destaca el profesor Munir.

Kabul reclama su soberanía sobre estas zonas tribales, pero Pakistán se niega a entregárselas. Según un pacto firmado con el imperio británico, la soberanía de Islamabad sobre la zona tendría un plazo, que ya ha caducado, de cien años. Las tropas de la OTAN desplegadas en suelo afgano, por su parte, presionan a Musharraf para que vigile este territorio en el que se entrenan muchos de los hombres que hacen imposible su misión y mantienen las provincias del sur en estado de máxima alerta. No en vano son las provincias del sur de Afganistán las que escapan al control de las fuerzas de la coalición.

«Hasta ahora estas cosas pasaban a muchas horas de Islamabad y a nadie le importaban, pero en ciudades como Peshawar o Quetta es la norma de cada día. Allí, ellos controlan tanto la calle como el poder local —la coalición ultra-religiosa MMA (Muttahida Majlas-e-Amal) está en el gobierno provincial. Antiguos líderes talibán viven con total impunidad en suelo paquistaní y nadie les molesta», lamenta el periodista Shabbir Siham, colaborador del diario «The Frontier Post», principal cabecera de Peshawar, que ha pasado toda la semana en la capital siguiendo la crisis de la Mezquita Roja.

«La fuerza no va a solucionar nada, porque esta gente está dispuesta a todo y está muy bien preparada. Ni los ingleses, ni los rusos pudieron con ellos, ¿qué van a hacer ahora las tropas de Pakistán?», se preguntaba Siham nada más conocer la receta a base de carros de combate, armamento moderno y entrenamientos especiales que Musharraf ofreció para evitar nuevas crisis como la de la Mezquita Roja.

Las áreas tribales, lejos del mundo entero, se han hecho presentes en el corazón de Pakistán. Los años de abandono y olvido por parte del Gobierno central, unidos a la política de Estados Unidos de favorecer la existencia de yihadistas, a los que bautizaron como «luchadores de la libertad» para hacer frente al Afganistán soviético, permitieron la entrada de organizaciones religiosas extremistas que, con el paso de los años, se han convertido en verdaderas ONG armadas que cubren las necesidades de la población. Tienen medios y contactos en madrasas de todo el país, a las que envían a los pequeños desde los cinco años. La pasada semana se amotinaron en Islamabad, pero la amenaza de nuevos levantamientos es cada vez mayor en un país que se divide entre su respaldo a Occidente en la lucha contra el terror, y la losa que supone tener el más violento integrismo en su interior.

ABC (España)

 



Otras Notas del Autor
fecha
Título
06/03/2020|
13/02/2019|
14/10/2018|
06/09/2018|
21/09/2017|
20/08/2017|
14/07/2017|
05/06/2017|
10/04/2017|
16/03/2017|
16/01/2017|
25/09/2016|
25/04/2016|
06/04/2016|
21/01/2016|
16/12/2015|
09/09/2015|
05/06/2015|
21/03/2015|
20/11/2014|
20/06/2014|
23/05/2014|
12/05/2014|
30/04/2014|
17/02/2014|
10/01/2014|
15/10/2013|
05/09/2013|
03/06/2013|
07/05/2013|
16/04/2013|
24/03/2013|
21/03/2013|
09/03/2013|
05/03/2013|
05/03/2013|
04/03/2013|
27/02/2013|
16/02/2013|
02/02/2013|
18/08/2012|
19/05/2012|
29/10/2011|
01/09/2011|
01/09/2011|
15/08/2011|
05/04/2011|
06/01/2011|
09/10/2010|
02/09/2010|
02/09/2010|
13/08/2010|
12/08/2010|
19/07/2010|
23/06/2010|
21/06/2010|
08/04/2010|
12/01/2010|
28/12/2009|
17/10/2009|
27/03/2009|
17/03/2009|
17/03/2009|
15/03/2009|
15/03/2009|
02/03/2009|
02/03/2009|
21/07/2008|
21/07/2008|
29/06/2008|
29/06/2008|
25/12/2007|
02/09/2007|
06/02/2007|
06/02/2007|

ver + notas
 
Center for the Study of the Presidency
Freedom House