Inteligencia y Seguridad Frente Externo En Profundidad Economia y Finanzas Transparencia
  En Parrilla Medio Ambiente Sociedad High Tech Contacto
En Parrilla  
 
15/10/2013 | ¿Se ha vuelto ingobernable Estados Unidos?

América Economía Staff

El espectáculo que está dando en estos días Estados Unidos, con el gobierno federal parcialmente cerrado, y la amenaza de que no podrá aumentar el techo de su deuda, puede ser la crisis política más grave que está viviendo ese país en más de cien años.

 

Hay quienes dicen que no hay que preocuparse tanto, porque el cierre del gobierno ha sucedido muchas veces antes -una vez duró tres semanas, durante la administración Clinton- pero la verdad es que en gobiernos previos, el cierre ocurrió porque los partidos Demócrata y Republicano no lograban ponerse de acuerdo en las prioridades del presupuesto.

La situación de hoy es distinta. Ahora no se trata de desacuerdo en el presupuesto, o más bien el presupuesto se usa como excusa. El cierre se ha producido por el hecho de que el partido Republicano no pudo detener la reforma de salud del presidente Obama (Obamacare) usando herramientas democráticas: las urnas en 2012 y el proceso legislativo. En su lugar, aprovecha la mayoría que tiene en la Cámara de Representantes para tomar al gobierno de rehén, presionándolo para que eche pie atrás en la reforma de salud a fin de poder pagar los sueldos de los funcionarios públicos.

El precedente es nefasto. Los republicanos sólo controlan la Cámara de Representantes, no el Senado, realidad que es posible por un alambicado sistema de distritos electorales para la cámara Baja, mientras los senadores son elegidos por estado. Si un partido con un mandato electoral débil, como el que tienen hoy los republicanos, logra cerrar el gobierno porque no le gusta una ley que el Ejecutivo ha propuesto, y que el Senado apoya, cualquier proyecto de ley apoyado por la mayoría nunca podría convertirse en ley, por decisión de la minoría.

Vaya democracia. Y el cierre no solo afecta a los museos federales o a los parques nacionales. También han dejado a la Casa Blanca con un mínimo de personal, al punto que no hay quien cocine almuerzo a Obama y su familia. Hay casi tres millones de empleados federales, de los cuales 800.000 fueron enviados para la casa y a 1,3 millones se les pidió que trabajaran sin saber cuándo les pagarán el sueldo. El impacto del cierre en la economía, se estima en un 0,1% menos de crecimiento por cada semana que el gobierno esté cerrado.

Eso es malo pero no tanto. El problema de fondo es que el cierre del gobierno muestra esta vez que el propio proceso legislativo está en crisis.. Y si los partidos no se ponen de acuerdo de aquí al 17 de octubre, el problema se convierte en cataclismo.

El 17 de octubre es el día en que el gobierno federal llega al techo de su deuda. Y si no puede seguir endeudándose porque los republicanos no lo permiten, Estados Unidos simplemente no podrá pagar sus cuentas. Si eso sucede, el país tiene que elegir cuáles de sus obligaciones no paga, lo cual significa cortar abrupta y severamente el gasto público, causando casi con certeza una recesión. O puede elegir el no pago de su deuda, lo cual se traduce en un desastre financiero de alcance global e impredecibles consecuencias.

La política es el arte de lo posible y la democracia se basa en la negociación y la concesión, sustentada en que todas las partes buscan el bien común y confían en las buenas intenciones del oponente. Ese equilibrio se quiebra en algunas democracias débiles -como las que había en muchos países de América Latina en los años 70- cuando los gobiernos o la oposición no aceptan eso, e insistían en cambiar los fundamentos de la sociedad y terminaban saboteando a la democracia como sistema de gobierno.

Aumentar el techo de la deuda es algo que el Congreso ha aprobado 74 veces en el pasado, varias de ellas durante el gobierno republicano de George W. Bush. Pero a contar de 2011, el partido Republicano comenzó a ver el techo de la deuda como una herramienta para conseguir aquello que no podía lograr a través del proceso legislativo. Es decir, como un arma de extorsión política.

Y lo que los republicanos están exigiendo no es sólo la muerte de Obamacare. Es una serie de medidas que, en la práctica, constituyen el programa de gobierno de Mitt Romney, el candidato presidencial que el año pasado compitió frente a Barack Obama. En síntesis, están pidiendo que el presidente de Estados Unidos, que ganó las elecciones, gobierne con el programa del candidato que las perdió. 

Ante esta situación, pareciera que Estados Unidos necesita una profunda reforma de su sistema político. Una reforma que fortalezca el régimen presidencial o establezca un régimen parlamentario, a fin de que el país no termine volviéndose ingobernable.

AméricaEconomía espera que termine imponiéndose la sensatez, por el bien de Estados Unidos y la democracia occidental. Y eso solo se logrará, si el gobierno de  Obama logra torcerle la mano a la minoría republicana. O más bien si los representantes republicanos recuperan la sensatez, aprueban el presupuesto y el aumento del techo de la deuda. Si la reforma de salud de Obama termina siendo tan mala como ellos dicen, los votantes le darán vuelta la espalda al gobierno y ellos ganarán la presidencia y el Senado en 2017. Entonces podrán desmantelar Obamacare usando la herramienta en la cual todos dicen creer: la democracia.

América Economía (Chile)

 


Otras Notas Relacionadas... ( Records 1 to 10 of 2884 )
fecha titulo
30/01/2014 Qué ha hecho y qué le falta por hacer a Obama en su segundo mandato
18/12/2013 El hombre que derrotó a Obama
13/12/2013 US - The budget deal and Washington’s new politics of compromise
10/12/2013 Limitar los riesgos
20/11/2013 Otro punto de vista sobre JFK
18/11/2013 Who are the REAL extremists: The tea party or Obama and the New Democrats?
18/11/2013 Can a crippled HHS react in time to a killer virus?
11/11/2013 EEUU - Moderados contra el Tea Party
10/11/2013 Obama, en manos de sus enemigos
10/11/2013 The Coming U.S.-China Clash


Otras Notas del Autor
fecha
Título
16/09/2017|
10/09/2017|
26/08/2017|
14/07/2017|
25/06/2017|
10/06/2017|
07/06/2017|
01/06/2017|
31/05/2017|
20/05/2017|
09/04/2017|
01/04/2017|
27/03/2017|
12/01/2017|
08/12/2016|
04/12/2016|
01/11/2016|
11/07/2016|
08/06/2016|
27/04/2016|
30/03/2016|
17/03/2016|
17/03/2016|
17/03/2016|
01/12/2015|
17/10/2015|
18/09/2015|
24/08/2015|
26/07/2015|
25/06/2015|
04/06/2015|
21/05/2015|
03/05/2015|
20/04/2015|
02/04/2015|
16/03/2015|
01/03/2015|
21/02/2015|
13/02/2015|
29/01/2015|
24/01/2015|
19/01/2015|
03/01/2015|
21/12/2014|
06/12/2014|
25/11/2014|
19/11/2014|
06/11/2014|
29/10/2014|
22/10/2014|
18/10/2014|
06/10/2014|
27/09/2014|
13/09/2014|
06/09/2014|
26/07/2014|
08/07/2014|
25/05/2014|
09/05/2014|
05/05/2014|
20/04/2014|
14/04/2014|
31/03/2014|
20/03/2014|
10/03/2014|
14/02/2014|
17/01/2014|
02/01/2014|
26/12/2013|
13/12/2013|
08/12/2013|
29/11/2013|
20/11/2013|
18/11/2013|
09/11/2013|
09/11/2013|
16/09/2013|
23/08/2013|
25/07/2013|
05/06/2013|
29/04/2013|
29/04/2013|
27/04/2013|
30/03/2013|
02/02/2013|
25/01/2013|
22/01/2013|
04/01/2013|
04/01/2013|
04/01/2013|
02/12/2012|
02/12/2012|
13/11/2012|
13/11/2012|
22/10/2012|
22/10/2012|
12/07/2012|
28/05/2012|
12/04/2012|
04/04/2012|
31/03/2012|
16/02/2012|
27/10/2011|
09/10/2011|
12/09/2011|
12/09/2011|
27/08/2011|
27/08/2011|
23/08/2011|
23/08/2011|
22/08/2011|
22/08/2011|
22/08/2011|
22/08/2011|
22/08/2011|
22/08/2011|
16/07/2011|
16/07/2011|
16/07/2011|
16/07/2011|
09/07/2011|
09/07/2011|
13/06/2011|
13/06/2011|
30/01/2011|
13/11/2010|
13/11/2010|
08/11/2010|
07/11/2010|
07/11/2010|
07/11/2010|
07/11/2010|
25/10/2010|
06/09/2010|
30/08/2010|
30/08/2010|
29/08/2010|
29/08/2010|
30/07/2010|
12/07/2010|
26/06/2010|
13/04/2010|
05/03/2010|
15/02/2010|
20/12/2009|
20/12/2009|
05/12/2009|
05/12/2009|
23/07/2009|
23/07/2009|
20/03/2009|
25/01/2009|
26/06/2008|
26/06/2008|
03/05/2008|

ver + notas
 
Center for the Study of the Presidency
Freedom House